El cartagenero Sergio Jiménez se ha despedido esta mañana en una rueda de prensa multitudinaria que ha tenido lugar en el Estadio Cartagonova. El futbolista de Los Belones ha estado acompañado por aficionados, amigos, familiares, directivos y compañeros en un acto muy emotivo, al que acudieron muchos medios de comunicación.

Durante su intervención, Sergio quiso tener unas palabras de despedida justo antes de responder a las preguntas de los periodistas. “El Club me comunicó que buscaba otro tipo de jugador, así es el fútbol. Quiero darles las gracias tanto a Paco (Belmonte) como a Manolo (Breis), ya que el club ha estado a un nivel altísimo gracias a ellos. Agradecer también a los fisios, a todo el cuero técnico, a mis compañeros tanto de este año como de años anteriores, y a vosotros, la prensa, por el trato que habéis tenido con mi persona. Me toca marcharme y seguir creciendo fuera de casa. Espero que este año se consiga el objetivo y ojalá que el año que viene tanto el Cartagena como yo estemos en Segunda A”, declaró.

El mediocentro de Cartagena se va con la conciencia tranquila. “He intentado darlo todo. A veces he estado bien, otras veces mal, pero en todo momento he intentado ayudar al equipo”, asegura Jiménez, quien reconoce que “yo quería seguir pero así es el fútbol”.

Preguntado por el mejor momento que se lleva de su etapa en el Cartagena, “fue cuando salvamos al club de bajar a Tercera y tanto con la llegada de Paco y Manolo, como con nuestro trabajo, el club dio un giro y gracias a ellos seguimos en Segunda B vivos y no estamos en Segunda A por culpa de veinte segundos. Estoy seguro de que el año que vienen lo conseguirán”, explica.

Como canterano Sergio confía en las jóvenes. “Hay muchos jugadores válidos y ojalá tengan la oportunidad. Tanto Paco como Manolo están demostrando que confían en la cantera. Hay muchos que ya están entrenando con el primer equipo y eso es buena señal. Yo cuando voy a un colegio a actos así siempre les digo a los niños que no se rindan, que persigan sus sueños y que disfruten. Y que con ganas, sacrificio y haciendo caso a su entrenador lo pueden conseguir”, concluye.

COMPÁRTELO: