El FC Cartagena ha sumado un punto esta mañana ante Las Palmas Atlético en el partido correspondiente a la jornada 30 de Liga en el Grupo IV de Segunda División B, tras empatar 1-1 en el Anexo Gran Canaria de césped artificial.

El partido no pudo empezar peor para los intereses de los albinegros, ya que en la primera contra peligrosa del conjunto local marcaba Edu (minuto 7) y ponía el encuentro muy cuesta arriba. El tanto afectó mucho al conjunto cartagenero, que tardó demasiado en meterse en el partido. Las sensaciones no eran buenas y Marcos evitaba el segundo tanto con una gran parada (minuto 27) en otro contragolpe lanzado con mucha velocidad por el filial amarillo.

A partir de la media hora de partido los de Monteagudo empezaron a encontrarse con el balón y se hicieron con el control del centro del campo, aunque no conseguían inquietar la portería defendida por Josep. Los últimos minutos fueron del Cartagena pero sin profundidad y sin llevar peligro a la portería rival. Al final, se llegó al descanso con la ventaja (1-0) para los locales.

En la segunda mitad los de Monteagudo salieron con otra cara y empezaron a pisar con más frecuencia el área rival. No obstante, el filial de Las Palmas seguía saliendo con mucha velocidad a la contra y pudo hacer el segundo en una buena jugada que acabó con el balón golpeando en el poste.

Aketxe fue el primero en poner a prueba al guardameta local y éste reaccionó bien a su potente disparo despejando el balón a córner. Mediada la segunda parte el Cartagena empezó a encontrarse más cómodo y el partido dio un giro en favor del Efesé. Los de Monteagudo robaban en campo contrario y creaban bastante peligro. Con esta mejoría en el juego llegó el premio para los cartageneristas tras un buen centro de Hugo Rodríguez, muy activo todo el partido, que remataba a la perfección Rubén Cruz de cabeza, poniendo el empate (minuto 78) en el marcador.

Desde ese momento solo hubo un equipo sobre el terreno de juego, el FC Cartagena. Rubén, Chavero y Hugo Rodríguez tuvieron ocasiones para hacer el segundo tanto, pero el guardameta local estuvo muy acertado para despejar los disparos de los albinegros, que querían los tres puntos.

Finalmente, se llegó al final del partido con empate y con la sensación de que si el partido hubiera durado unos minutos más el gol de la victoria estaba al caer para los cartageneros. No obstante, el empate no fue un mal resultado por lo visto sobre el terreno de juego y por las dificultades que conllevaba jugar en un campo como el Anexo Gran Canaria y ante un buen rival como el filial de Las Palmas. Ahora, toca pensar en los dos próximos partidos en el Cartagonova frente al Jumilla y el Extremadura, que serán fundamentales para seguir en la pelea.

COMPÁRTELO: